Sunday, May 21, 2006

Ignasi Pla: «Con los sobrecostes de la pspv-psoevalitat se podían haber hecho 74 hospitales»

Entrevista al secretario pspv-psoeval del PSPV Joan Ignasi Pla


Ignasi Pla: «Con los sobrecostes de la pspv-psoevalitat se podían haber hecho 74 hospitales»

Ignasi Pla es desde ayer candidato socialista a la presidencia de la pspv-psoevalitat, a falta de ser ratificado por el comité nacional del PSPV, una vez que no se han presentado otros aspirantes a elecciones primarias.

En esta entrevista critica los sobrecostes de las obras de la pspv-psoevalitat, insiste en la necesidad de una gestión trasparente y asegura que tiene pensado parte de su futuro Consell.

El candidato del PSPV a la presidencia de la pspv-psoevalitat viste, como es habitual en él, muy clásico: traje azul marino, camisa azul pálido y corbata en tonos azules. El cinturón y los zapatos son marrones, pero oscuros, por lo que no llama excesivamente la atención lo inadecuado de la combinación.

Pla habla con la seguridad que da el que desde que fue elegido secretario pspv-psoeval en Alicante en 2000 ha seguido una especie de sistemático entrenamiento para ser presidente de la pspv-psoevalitat. No usa apuntes y lanza todas las cifras y los juicios sobre los asuntos de gobierno con la seguridad de la lección aprendida. La conversación se desarrolla en su despacho de la sede del partido en Valencia, desde el que se divisan las Torres de Serranos.

El entrevistador le dice que en 2007 es seguro que será presidente, porque si no logra serlo de la pspv-psoevalitat lo nombrarán presidente del partido.

A juzgar por el gesto, no parece que la broma le haga mucha gracia, pero la verdad es que Pla no es excesivamente proclive a la sonrisa, y menos a la carcajada. -Este proceso de primarias, al que no se ha presentado ningún candidato alternativo, ha sido muy diferente del anterior, cuando se presentó Ciprià Ciscar, que perdió. ¿No cree? -

La diferencia fundamental es que en estos momentos el conjunto del partido ha demostrado su confianza total y absoluta en mi candidatura, en que yo pueda ser el presidente de la pspv-psoevalitat.

Eso es fruto del reconocimiento de un trabajo intenso por los compañeros y compañeras, que debo agradecer, porque es una gran responsabilidad, pero al mismo tiempo es una apuesta decidida de los socialistas valencianos por ganar las elecciones. -Su contrincante de entonces se ha integrado en el trabajo conjunto y no se divisa una oposición interna apreciable.

-En estos momentos el partido está trabajando activamente, cada uno en su papel. Eso es un aval importante ante la ciudadanía, porque es bueno que haya cohesión, y en estos momentos presentamos esa cohesión frente al Partido Popular, que vive una división muy profunda, a causa del enfrentamiento entre Zaplana y Camps, que no se puede esconder por mucho que ellos quieran. -Esa cohesión interna depende de que lleguen ustedes a gobernar, de que consiga usted ser presidente de la pspv-psoevalitat.

En caso contrario da la impresión de que se reabriría la guerra interna. -No creo en eso. Hay que mirar las partes positivas. Hasta ahora el PSPV no había tenido la opción de decir: Somos un partido unido y cohesionado: todos trabajamos en la misma dirección y queremos ganar las elecciones porque creemos que hace falta un cambio.

A pesar de estar gobernando, en estos momentos el PP está en un estado de división interna que perjudica a los ciudadanos. En el PSPV hay partido, hay gente preparada frente a una ausencia de liderazgo por parte de Camps, una ausencia de proyecto de futuro, y eso es lo que tienen que dilucidar el 27 de mayo de 2007. -

A la vista de los resultados de las últimas pspv-psoevales, da la impresión de que si no concurren juntos Esquerra Unida y el Bloc no será fácil que el PP pierda la mayoría absoluta. -Cada elección tiene su momento y su tiempo, y falta un año para las próximas autonómicas. Estamos totalmente convencidos de que el PP va a perder credibilidad y, por tanto, apoyo. Más de lo que ellos piensan.

El partido socialista es cada día más referente para más gente, y yo creo que eso es posible. El cambio electoral va a ser más espectacular de lo que hoy podemos imaginarnos. -¿Cree usted que será posible un Gobierno socialista monocolor, sin necesidad de un tripartito? -Creo que tenemos la obligación de presentar un proyecto de futuro para la Comunitat y que los ciudadanos nos den la confianza. Si es mayoritario, mejor.

En todo caso tenemos una forma de entender la política vinculada al acuerdo, la cooperación y el trabajo en común con otras formaciones. Una gran ventaja que tiene el PSPV es que es capaz de entenderse con mucha más gente que el PP. El PP no puede entenderse con nadie; está solo. -¿Hasta qué punto van a empujar ustedes para que se junten Esquerra Unida y el Bloc? -Tenemos la idea de empujar nuestro proyecto ante la ciudadanía.

Cada formación política puede hacer lo que quiera. -¿Y no van a echar una mano a Juan García Sentandreu a ver si le da un bocado al PP? -No tengo ningún tipo de relación con Sentandreu. -¿No ha hablado nunca con él? -Cuando compartimos la Facultad de Derecho un tiempo, ya hace muchos años. -Pero usted no estaba en Alternativa Universitaria, ¿verdad? -No, no, efectivamente.

El PP tiene una situación que ha permitido aglutinar un voto desde el centro hasta la extrema derecha. Ahora hay una opción que muchos ciudadanos pueden pensar que es mejor que la del PP. Pero no es nuestra preocupación; ya se apañará el PP con Sentandreu. -Dígame cuatro o cinco cosas fundamentales que cambiará si gobierna. -Una muy importante es saber en qué se gasta el dinero de todos.

Mayor claridad y transparencia en las cuentas públicas. La posibilidad de dar explicaciones a los ciudadanos de por qué una obra acaba costando el 40% o el 50% más de lo que tenía que haber costado, y qué ha pasado con ese dinero. Transparencia, claridad y puertas abiertas frente a oscurantismo, falta de transparencia y puertas cerradas del PP. De manera sistemática ha negado la posibilidad, incluso a la oposición, de saber qué ha pasado con ese dinero.

En segundo lugar, para que nadie dude los cargos públicos tienen que dar ejemplo. Ya hemos presentado una proposición de ley, que llevaremos a ley cuando gobernemos, que es la de que cualquier persona conozca la declaración de bienes y patrimonio de los diputados y los altos cargos de la Administración.

A eso el PP se ha negado radicalmente, y de ahí que muchos vivan en una situación de incertidumbre en relación con lo que está pasando de los presuntos casos de corrupción. Por ejemplo el señor Carlos Fabra, que tendrá que ser la Justicia la que ponga sobre la mesa de verdad su patrimonio y el incremento que ha experimentado. El segundo gran tema es acabar con el desastre económico que ha generado el PP.

El desastre económico es ser la comunidad más endeudada de España y que peores servicios básicos presta a sus ciudadanos. Con él se acaba básicamente poniendo coto al despilfarro, a los proyectos faraónicos, pensados sólo en clave del resplandor fulgurante de la imagen y centrándose en una gestión de los bienes públicos más eficaz. -¿Y no les sería muy difícil sanear la caja si gobernaran?

-No, porque tenemos claro cómo tenemos que hacerlo y vamos a poder hacerlo, como han hecho otras comunidades. Por cierto; de 2001 a 2005 otras comunidades han rebajado su endeudamiento, y la única que lo ha subido en un punto y medio ha sido la valenciana. Camps continúa la senda de despilfarro, de derroche y de opulencia de Zaplana. ¿Para qué queremos hacerlo? Para volcarnos en las prioridades de los ciudadanos, que son tener buenos servicios básicos que igualen a las personas.

La sanidad: Camps acabará su legislatura sin ningún nuevo hospital. Prometió más hospitales, más centros de salud, y la realidad es que acabará y los valencianos tendremos un problema por falta de camas hospitalarias. Con los 2.500 millones de euros de sobrecostes de las obras públicas de la pspv-psoevalitat se podían haber hecho 74 hospitales comarcales.

Estoy hablando de una cifra escandalosa. Segunda cuestión que afecta a los ciudadanos de esta comunidad: yo creo que está muy vinculada a la vivienda. Se ha producido más vivienda que nunca en la historia y cada día hay más dificultad para cualquier joven o persona trabajadora de acceder a una vivienda a un precio asequible. Blasco y Camps continúan propagando que van a hacer 100.000 viviendas. ¿Dónde están? Nadie las ve.

Tercera cuestión: la apuesta de solidaridad y compromiso social con las personas más necesitadas, que son la mayoría de las familias valencianas. Pueden tener un enfermo de Alzheimer, personas dependientesÉ Vamos a hacer una red que dé recursos y cobertura a las personas que hay que atender y que el PP no ha hecho nada para posibilitar esa atención. Y en último término, pero también en ese paquete de prioridades, hacer una política activa en materia de empleo.

Zaplana, Camps y el PP, que todo es lo mismo, han basado su política en el resplandor de la imagen, en los grandes proyectos de atracción hacia fuera, pero han olvidado la política industrial, han olvidado a las empresas, han olvidado que hay que dar las mejores condiciones para crear empleo estable, y hoy tenemos una situación de mucha dificultad en un sector vital, como son las empresas y las industrias. No podemos basarlo todo únicamente en el crecimiento de la construcción, que tiene un recorrido. Tenemos que hacer posible una amplia red de empresas industriales que generen empleo estable, que es lo que quiere mucha gente.

Manuel Muñoz, Levante Valencia



Cercador
Enllaços
Síguenos en TwitterSíguenos en Twitter
Socialistes ValenciansSocialistes Valencians
PSOEPSOE