Thursday, December 14, 2006

El PSPV exigió en 2004 y 2005 una plataforma única para el tranvía

El grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Valencia presentó dos mociones en 2004 y 2005 para pedir al equipo de Gobierno de Rita Barberá que el tranvía y el autobús no compartiesen la misma vía, y donde ya advertía del peligro que eso podía suponer. Así lo recordó ayer el portavoz del PSPV, Rafael Rubio, quien denunció que el accidente del pasado martes, donde 28 personas resultaron heridas por el choque de un tranvía y un autobús de la EMT (Empresa Municipal de Transportes), «no habría ocurrido de no compartir plataforma» los dos medios de transporte.
La primera de las iniciativas presentadas en la comisión de Urbanismo por el concejal socialista Matías Alonso, se producía en 2004 tras morir un joven de 16 años atropellado por un tranvía en el cruce de la avenida de Tarongers con la calle Padre Antón Martín. En ella Alonso puso de manifiesto la necesidad de mejorar la seguridad de pasajeros y peatones, y exigió que la EMT (Empresa Municipal de Transportes) suprimiera «inmediatamente» el paso de autobuses por un espacio «prohibido». La segunda moción, del año 2005, hacía referencia directa al tramo de la calle Florista, donde el que el martes se produjo el accidente. Alonso reclamó entonces un «estudio de las zonas donde comparten firme la EMT y el tranvía, orientado a dar una alternativa que en cada caso evite las molestias mutuas entre ambos medios de transporte, que al final resultan un riesgo para las personas y para los vehículos». El concejal socialista aludía además a las «costosas» reparaciones de la vía, que resulta dañada al no estar preparada para soportar el peso de los autobuses, y que ese año supusieron un desembolso de 564.146 euros a Ferrocarrils de la pspv-psoevalitat Valenciana (FGV).
Tanto la alcaldesa Rita Barberá como el concejal de Circulación, Alfonso Novo, aludieron ayer a que el primer tramo de tranvía que utiliza la plataforma compartida con la EMT en la zona de Doctor Lluch, fue puesto en marcha en 1994, cuando los socialistas gobernaban la pspv-psoevalitat. El mismo Novo respondió a la moción de 2005 que la decisión de que ambos circularan por la misma vía fue «consensuada» por la Dirección pspv-psoeval de Transportes y el ayuntamiento, gobernado por Rita Barberá desde 1991. El motivo, según Novo, era mejorar los itinerarios de la EMT en algunos puntos de la ciudad.
El portavoz del PSPV señaló ayer que el remedio para mantener una frecuencia de paso óptima de los autobuses pasa por aumentar el número de vehículos. Rubio lamentó que, habiendo advertido de los peligros, el ayuntamiento no hiciera nada para poner soluciones. «No hay mayor carroñerismo que saber que las cosas están mal y no hacer nada para cambiarlo», denunció. El jefe de las filas socialistas en Valencia puso en evidencia que «estas cosas no surgen por el azar» y aseguró que «la solución es invertir en lo que hay que invertir: en dotar de mejor seguridad a los transportes públicos» porque, añadió, «los valencianos tienen la sensación de que subir a los transportes públicos es una ruleta rusa».
Rubio pidió que Barberá comparezca en el pleno municipal que se celebrará a finales de mes, «si considera que el tema es de enjundia», para que explique las causas de este accidente y para que revele qué va a hacer «en sus últimos cinco meses de mandato» para que «no se repitan».
Levante



Cercador
Enllaços
Síguenos en TwitterSíguenos en Twitter
Socialistes ValenciansSocialistes Valencians
PSOEPSOE